Barcelona Vida

defensa de la vida y la familia, valores, sociedades intermedias

Estoy harto del asunto de los “anti-obispos”

with 7 comments


De un tiempo a esta parte, se nos viene culpando a los miembros legítimos de la Plataforma Barcelona es vida de atacar a los obispos, aludienso por regla general al de Tarrasa, Saiz-Meneses y al Cardenal-Arzobispo de la Diócesis Tarraconense, Sistach (Por una costumbre que jamás he entendido, en Barcelona siempre le hemos llamado “el Obispo” a quien tiene este cargo, degradándole sin ninguna intención.)

Nos dicen algunos verbalmente que “ya está bien de atacar a los obispos, que así no conseguimos ningún bien para la Iglesia”, que “éso no es luchar por la vida ni contra el aborto” o que “quiénes somos nosotros para ofenderles de esta manera”. Las hemos oido ya de todos los colores, motivo que me anima a escribir esta entrada, junto al inconfesable del temor a la caída de visitas, porque llevo días sin escribir nada en el blog y esta inactividad se puede cobrar factura.

Podrá ser completamente censurable el ataque gratuito a nuestros prelados e incluso habría de considerarse un acto de infamia el de animar a la revolución contra nuestros Pastores. Será un desacato la negación gratuita a seguir su Magisterio (aunque sea ordinario).  Y lo de ofenderles, un agravante sin disculpa posible. Lo admito, es más:  Pido a quien lo hiciera que abandone este camino aleve e infuctuoso.

Todo esto sería recriminable si lo hiciéramos, pero nadie se para a pensar antes de condenar. Para dejar constancia de cómo nos tratan, puedo decir que nadie se para a juzgarnos antes de dictar contra nosotros sentencia condenatoria. Recientemente, un balandrón a quien se conoce ya por su poca capacidad para diferenciar entre una persona y otra, entre una asociación y su rival, me amenazaba en una web con escribir a los dos Obispos mencionados, “para contarle nuestra prepotencia y el desprecio que a ellos mostramos, nuestras actividades… ” Etc.  Sorprendidas se quedarían sus Eminencias reverendísimas al cotejar mis cartas con las de este personaje, sin saber muy bien qué responderle.

Es evidente que el fenómeno de las modas de opinión y de tópico se está acrecentando en la actualidad y que a esto contribuyen las redes sociales y el amiguismo que en ellas se genera, llegando con facilidad a un corporativismo que excluye a menudo toda emisión de consideraciones personales, toda reflexión que no sea externa, que no venga ya hecha y preparada para una fácil digestión. 

Quien se pare un poco a contemplar la realidad encontrará el antídoto de este infundio. Hace meses que no hablamos absolutamente nada sobre ningún obispo en las concentraciones del 25-V. No me alcanza la memoria para afirmarlo con rotundidad, pero estoy a punto de decir que hace años. Y cuando lo hicimos, tampoco fuimos en ataque personal contra ellos, ni usamos la argumentación ad hominem, sino que dejamos constancia de unos hechos para pedir que los solucionaran. Me refiero a los hospitales participados por la Iglesia en donde se daban prácticas médicas contrarias a la Doctrina y al Magisterio de la Santa Madre Iglesia.

Metimos el dedo en la llaga y eso duele. Sirvió esta denuncia social para que se iniciaran diligencias al respecto, sobre las que hemos tenido noticias recientes. Nuestra intención: Defender a la Iglesia y a sus fieles, no atacar a ningún obispo (ni a nadie). Como el problema no ha terminado, seguiremos en lo mismo, aunque personas y asociaciones ajenas a nuestra Plataforma quieran poner una cortina de humo y desviar (teóricamente) la atención hacia “algunos” políticos.  Digo teóricamente porque me encuentro con la sorpresa de que a la hora de ir a hablar con ellos, teniendo ya cita programada, son rehacios a hacerlo.  Creen que es mejor pasear una pancarta por las calles de la Ciudad Condal, quizá con esto consigan abrir el apetito y cenar con más ganas, pero dudo que terminen con una mal tan profundo y arraigado, teniendo en cuenta que no les ven más de mil personas al mes. Ellos abrieron supuestamente la vía, pero no pretenden avanzar por ella, tienen una pantalla para tapar y con esto les basta.

Muy bien, pero nosotros no nos quedamos contentos. Hemos renunciado al uso de la web y no tenemos un órgano oficial de difusión de la Plataforma. Yo escribo aquí algún artículo sobre la misma, pero como miembro, no en representación de ella. Estando así las cosas, teniendo en cuenta que tampoco recurrimos a los medios de comunicación y ni siquiera editamos una gacetilla, ya me contarán dónde hemos dicho nada, ni sobre obispos, ni sobre berenjenas. Nuestra voz es la que difunde un pequeño megáfono -que tiende a fallar- el día 25 de cada mes. Y no hay que olvidarlo: Nuestra voz es también la que reza el Santo Rosario, baja y en calma en ocasiones de paz, a grito pelado cuando ha de superar a las estentóreas blasfemias y amenazas de nuestro enemigo, los días en que no hay partido de fútbol y les dá por venir. (Aunque cada vez muestran más pereza que poder de convocatoria y muchos lo han dejado, por haber perdido subvenciones del “Poder de antes”).

Animo a los comentaristas que tanto nos critican a que pongan comentarios recordando todo lo que podamos haber dicho contra Sistach, Meneses o el lucero del alba. A ver qué sale por aquí.

Por Iñigo ruiz

Anuncios

Written by barcelonavida

junio 19, 2012 a 8:15 pm

7 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. […] decirnos que maltratamos obispos a mansalva, tienen mi entrada en este blog. Si no lo han hecho allí, es porque no tienen argumentos válidos y -dicho sea porque lo cortés […]

  2. A día y hora de hoy, han entrado aquí 2047+984 visitas. Estas 3031 personas no han dejado noticia alguna de que estemos atacando a ningún obispo. ¿Por qué hay quienes lo van diciendo a nuestras espaldas y no son capaces de hacerlo aquí?

    Iñigo Ruiz

    junio 25, 2012 at 11:05 pm

  3. Hola Iñigo, no meconoces, pero suelo ir a la concentraciones de Barcelona, cuando no tengo algún trabajin de por medio, pero ayer como terminé antes decidí ir, y me pareció de lo más patético, bochornoso y falta de educación por parte de Acsa repartir octavillas cuando se estaba dando el acto civil y en el rezo del Rosario aún sin terminar y no dejaban de hablar y de provocarte. La verdad es que os sigo porque me llega la invitción cada mes y vengo por mi cuenta, pero el de ayer fué un espectáculo muy triste. De camino a casa me preguntaba si quería marcharse hace tiempo este señor Efrén, por qué no lo hizo? antes tenía que lavarle el cerebro a unos cuantos y animarlos a venir a sus nuevas concentraciones, porque el hombre se ve solo, en vez de unir a hecho un flaco favor a la labor. En fin es una humilde aportación desde mi punto de vista, espero no coincidir con mi trabajo en julio y verles allí fieles a cada 25 de mes, sois muy valientes, pero un consejo más Iñigo pasa de Efrén y sus bochinches eso no se hace y no caigas en sus provocaciones que a él solo parece ser que le benefician y le dan satisfacción. Apa a seguir…

    Manuel León

    junio 26, 2012 at 2:20 pm

    • Gracias, Manuel. Efrén me recuerda a una película en que el actor Peter Falkner (Quien hacía habitualmente el papel de “Colombo”) se pasa una escena entera con la chaqueta a medio poner. Cada vez que va a meter un brazo por la manga, hace un ademásn para dar fuerza a lo que está diciendo, por lo que no llega a abrochársela en ningún momento. Así lleva Efrén desde el año pasado y así lo habremos de soportar. Sé que no se irá, como sé que me dá igual, que no consigue qu ele vayamos detrás con esta añagaza, le conocemos demasiado bien.
      Creo que el resto ya lo ha visto: Típica estrategia de partidillo político pequeñajo que intenta captar afiliados a través de estas asociaciones y actos. Esto está ya muy visto, por lo que nadie cae ya en sus redes. Me molestó que también durante las oraciones estuvieran con sus chiquilladas e interrumpiendo el rezo del Santo Rosario, pero aparte de eso… Que vayan haciendo, que para ellos hacen. No te creas que ya han llegado al máximo exponente e ridículo que son capaces de alcanzar, dan para mucho más.
      Oye, estaré encantado de conocerte y charlar un rato, en el próximo 25-V. Ya sabes quien soy, el que se plantó delante de la pancarta que decía “Artur, no queremos más abortos” con el cartelito de “Aborto no Sant Pau.”

      Iñigo Ruiz

      junio 26, 2012 at 8:27 pm

  4. Para terminar con el aborto lo único que hace falta es UNIDADF, UNIDAD y UNIDAD. No os enzarcéis en peleas internas.

    Unidad, por favor

    junio 28, 2012 at 11:12 am

  5. ¿Lo único? ¿Supones que con el simple hecho de que haya unidad va a terminar esta aberración? Creo que conoces poco la realidad. Desde luego que va a ser mejor que no haya peleas (y creo que nadie las quiere), pero con esto no basta.

    Calamardo

    junio 29, 2012 at 8:10 pm


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: